SE VA ALEJANDRO GOMEZ SANCHEZ TEMEN, LLEGUE OTRO FISCAL CARNAL

Al inicio de su gobierno el gobernador Alfredo del Mazo Maza, frente a su gabinete de seguridad dijo: “La seguridad es el reto más grande que enfrentamos los mexiquenses, por ello hacerle frente es desde este momento mi prioridad y la prioridad de mi Gobierno… Trabajamos para lograr que el Estado de México sea una de las entidades más seguras del país”. A dos años su promesa está incumplida y su proyecto de seguridad resultó fallido. Tanto, que todo apunta por el arribo de otro fiscal “Carnal”.
De este baño de sangre con olas de salvajismo y total impunidad, una de las principales piezas que falló y no funciona, es el hoy fiscal general Alejandro Gómez Sánchez, cuyo trabajo de procurar justicia no ha sido nada satisfactorio, primero, porque él tampoco cumplió con su promesa de hacer una limpia a fondo en la entonces Procuraduría mexiquense, sin embargo, el gobernador Del Mazo Maza cierra los ojos ante los malos números, los pésimos resultados en esta vital área para que los mexiquenses recobren la seguridad, calma y la paz.
Ante la falta de resultados y la fatal realidad: inseguridad, corrupción en la policía de investigación, en las Fiscalías Regionales y ministerios públicos, corre hoy la versión de que el fiscal que alguna vez pretendió ser magistrado de la Suprema Corte de Justicia, ya tiene sus maletas listas y los cajones de su escritorio limpios, que el gobernador Alfredo del Mazo se cansó de esperar y pronto habrá un nuevo fiscal general mexiquese, pero, hay voces que advierten que vendrá otro fiscal carnal.
Gómez Sánchez comenzó como procurador en el inolvidable y corrupto gobierno de Eruviel Ávila Villegas y, ya en la administración de Del Mazo Maza fue promovido por el entonces aún poderoso Grupo Atlacomulco para que compitiera para el cargo de magistrado de la Suprema Corte de Justicia, pero, afortunadamente para el país, perdió. Fue reprobado por el Senado y regresó a su chambita en el Edomex, para que meses después fuera nombrado Fiscal General de Justicia, esta vez sí arropado por un Congreso local priísta todavía.
Cabe recordar que el Congreso local aprobó la designación de Alejandro Jaime Gómez Sánchez, como titular de la nueva Fiscalía General de Justicia del estado que sustituye a la Procuraduría General de Justicia.
Gómez Sánchez inició con su nuevo cargo en diciembre de 2016, pero quedó claro que el cargo duraría siete años, además de que la dependencia a su cargo tendría autonomía. Gómez Sánchez, ya siendo fiscal general se comprometió a ser eficaz en la impartición de justicia y protección a víctimas de la delincuencia. ¡Falló!
Ya como primer Fiscal dijo en entrevista que sus primeras acciones sería implementar a la brevedad la depuración de los servidores de justicia, que permitiera que se ascienda a los trabajadores a partir de ser capacitados, medida que confió ayudará al combate a la corrupción.
“Tenemos que diseñar toda la estructura con la cual se va a llevar a cabo esta depuración, no solamente es un tema de que el Fiscal lo pueda ordenar o no, hay que darle un orden normativo y ese orden normativo hay que estudiarlo con mucha precaución precisamente también para evitar afectar derechos que tienen», dijo.
Asimismo, Gomez Sánchez informó que se incrementaría el número de fiscalías, principalmente para atender el área de delitos electorales, anticorrupción y de adolescentes. ¡Falló!
Pasaron los años, el gobierno de Alfredo del Mazo Maza lleva más de dos años y el gran reto sigue siendo la inseguridad y la violencia. Además, la actual Fiscalía de Alejandro Gómez Sánchez es una de las peor calificadas a nivel nacional. Derechos humanos y justicia han fallado.