FISCALIA GENERAL DE JUSTICIA CREA AGENCIA DE INVESTIGACION CRIMINAL QUE HARA EFICIENTE O MAS CORRUPTA A LA FGJ

Esta nueva área se encargará de acabar con la impunidad y corrupción que tienen en la orilla de su “tumba” a la dependencia
La AIC de reciente creación dependerá de la Fiscalía General de Justicia, la cual surge para “limpiar” o acabar con los nefasto “judas” que han hecho de la FGJ una manzana “podrida” cuyo hedor a taladrado todas las áreas de la institución: Policía de Investigación, ministerios públicos y fiscalías regionales

Por GABRIEL RODRIGUEZ

TOLUCA, Méx.- Ante la inminente salida del inútil Fiscal General de Justicia, Alejandro Jaime Gómez Sánchez, surgen rumores, en el sentido de que ya entró en funciones lo que será una auténtica MAQUINARIA INFERNAL”, un verdadero “Cártel de Corruptos” con licencia de transgredir la ley avizora al mismo tiempo que el Estado de México, en cuestión de procuración de justicia se convertirá en la tierra prometida y fértil para la delincuencia organizada y también para fiscales, ministerios públicos, altos y medios mandos y hasta para los “madrinas” al servicio de la carroñera FGJ.
Con la “MAQUINARIA INFERNAL”, la “Carita Sucia y Grotesca” de la ía General de Justicia” sufrirá una notable transformación de la cual la institución estaba urgida para frenar la inmunidad, impunidad y corrupción.
En esa transformación la Fiscalía General de Justicia poner en marcha su “MAQUINARIA INFERNAL”, la reciente creación de la AGENCIA DE INVESTIGACION CRIMINAL (ADIC), de la que será titular Alfredo Becerril Almazán, funcionario de “cuello blanco”, camisa y corbata “sucia”.
Becerril Almazán viene desempacado del estado de Michoacán, entidad donde desempeñó varios cargos y no así fue empleado de la entonces PGR, hoy Fiscalía General de la República.
Sus “cartas credenciales” de un funcionario implacable, honorable y honesto están en duda, dijeron fuentes allegadas a la Fiscal General de Justicia estatal.
Por otra parte las fuentes (que exigieron el inapelable anonimato), comentaron en torno a los rumores que se han dejado escuchar en oficinas, pasillos, letrinas y hasta por la cañería de la Fiscalía General de Justicia Mexiquense, destacan que entre los posibles fiscales que deberán salir o abandonar la FGJ está Mauricio Blancas Valerio, personaje que forjó su propia leyenda en los anales del crimen organizado, que tras su sucia vestimenta de fiscal de Nezahualcóyotl, fungió como líder de la organización criminal de “Los Mazos”, autora de secuestros, ejecuciones, extorsión y venta y distribución de droga, entre muchos otros delitos de alto impacto.
Vino el atentado a Blancas Valerio, entonces fiscal en Ixtapan de la Sal a manos de “LFM”. El funcionario burló a la muerte ya que durante el ataque resultó herido, sin embargo su escolta no corría la misma suerte.
Otro fiscal de aterradora y tenebrosa carrera policiaca que por dignidad deberá salir por la puerta principal de la FGJ, y de no hacerlo le pedirán su renuncia, señalaron las fuentes, es al titular de la Fiscalía Regional de Amecameca, Adolfo Eloy Peralta Mora, como a varios de sus testaferros, entre ellos, a Ricardo Carreón.
Como se recuerda, Peralta Mora, tuvo que ponerse de rodillas ante el titular de la FGJ, Alejandro Jaime Gómez Sánchez, que lo cambiara de Tejupilco por que la””LFM” mediante una manta encueraba al fiscal y esbirros.
El grupo criminal sentenció al fiscal regional de hacer de Tejupilco un infierno en contra de funcionarios protegidos por Gómez Sánchez. Peralta Mora fue “pateado” a la Fiscalía Regional de Amecameca, donde cayó como “anillo al dedo” para los cárteles de la drogas que operan en esta zona.
Cabe destacar que la recién creada AGENCIA DE INVSTIGACIÓNB CRIMINAL, estará por encima de la cabeza de la Coordinación General de la Policía de Investigación, dirigida por Iván Jacobo Martínez Gutiérrez y del Instituto de Medicina Forense.
Joel Sánchez Bravo, Fiscal Regional en Tecámac podría ser otro de los candidatos idóneos a ser lanzado a la calle por la el fiscal general de Justicia, Alejandro Jaime Gómez Sánchez, tras el sospechosísimo que despertó su atentado en el mes de septiembre de 2019, en el restaurante de mariscos, ubicado en los límites de Zempoala y Pachuca, Hidalgo hasta donde llegaron dos sujetos armados, perteneciente al “Cártel Jalisco Nueva Generación” que días atrás había sentenciado a muerte a Sánchez Bravo.
Los sicarios del CJNG, que ya se encontraban en el interior del restaurante, a una señal se levantaron de la mesa donde estaban sentados para dirigirse a la mesa donde estaba el fiscal de Tecámac en compañía de su escolta y el jefe de departamento, hombre de sus confianzas del funcionario mexiquense.
Tras el ataque-atentado Sánchez Bravo resultaba herido, edn tanto sus acompañantges resultaban muertos.
Los autores de los hechos escapaban en varios vehículos, mientras durante la práctica de la autopsia de los muertos (uno de ellos compadre de Sánchez Bravo) al agente del ministerio público entre sus pertenencias se le halló un fajo de billetes que no se pudo comprobar su procedencia.
Sin embargo se presume que el fiscal y sus dos acompañantes habrían acudido a la reunión para sostener algún pacto con algunos sicarios del CJNG.
Hasta hoy día los hechos acontecidos en septiembre del 2019 quedaron inconclusos y, por ende, hasta hoy día siguen sin resolverse totalmente por la Fiscalía General de Justicia de Hidalgo y mucho menos por su homóloga la FGJ mexiquense.