ADOLFO ELOY PERALTA MORA “OVEJA NEGRA” DE LA FISCALIA GENERAL DE JUSTICIA MEXIQUENSE

Por GABRIEL RODRIGUEZ

TOLUCA, Méx.- A pesar de ser señalada de manera particular como la “oveja negra” de la Fiscalía General de Justicia Mexiquense, la institución desprestigiada, y atiborrada de la escoria, escarnio y escándalos que la han puesto bajo los reflectores el titular Alejandro Jaime Gómez Sánchez se ha tomado el papel en serio como “nana” de seguir cubriendo con el manto protector de la impunidad y corrupción al ex Fiscal Regional de Tejupilco, Adolfo Eloy Peralta Mora “El Yankee” quien por instrucciones del líder de la “Cosa Nostra Oficial ”, Gómez Sánchez, Peralta Mora, vive y reina en las entrañas de la pútrida FGJ.
Esto le valió a la “oveja negra” de la FGJ, Adolfo Eloy Peralta Mora, no ser echado por la puerta de atrás (como las chachas”) de la Fiscalía General de Justicia.
Su oscuro y tenebroso curriculum vitae policiaco le ha servido a Peralta Mora para escalar importantes peldaños, que hasta el momento lo han llevado, ahora, a ser denominado el Fiscal Regional de Amecameca, región en donde siguen nadando de a pechito “peces gordos” y uno que otro charalito del crimen organizado.
A Peralta Mora se le sigue involucrando con el crimen organizado de Michoacán y del Estado de México, donde dicho funcionario se siente el “Jefe de Jefes” o el “Rey de Reyes” dominante o domador de los cárteles que pululan particularmente por la entidad mexiquense.
Entre el largo historial de corrupción y nexos con la delincuencia organizada que arrastra desde hace varios lustros, Adolfo Eloy Peralta Mora, “EL Yankee”, pudo haber sido la causa principal para que este servidor público tuviera los dos pies fuera de la FGJ, pero eso no ocurrió; estas “cartas credenciales” sirvieron a Peralta Mora para encumbrarse en la escoria, escarnio y escándalo de que está hecha la Fiscalía General de Justicia Mexiquense.
Como parte del curriculum de Adolfo Eloy Peralta Mora y de su fiel escudero, Francisco Carreón García, éstos arribaron al estado de Michoacán junto con su “hado padrino”, Alfredo Castillo Cervantes ex procurador general de Justicia del Estado de México y bien llamado “El Señor de los Puercos”, cuandao Castillo Cervantes fue designado Comisionado para la Paz y el Desarrollo Integral de Michoacán. Esto ocurrió en el 214.
Tales personajes tétricos llegaron a trabajar juntos en ls Fiscalía del Estado de de México, en la entonces Procuraduría General de la República (PGR) y Procuraduría Federal del Consumidor (PROFECO). Dichos servidores públicos estrechaban más aún sus lazos de amistad y corrupción.
En Michoacán Adolfo Eloy Peralta Mora, “El Yankee” , llegó a ocupar importantes cargos, entre los que sobresalió como Subsecretario de Seguridad Pública de Michoacán. Posteriormente Peralta Mora desempeñó el papel de Director de Inteligencia de la Procuraduría General de Justicia. Mientras que Francisco Carreón García, hijo putativo de “El Yankee”, se hizo cargo de la Dirección de Inteligencia de la Secretaría de Seguridad Pública.
Cabe destacar que por su paso por el estado de Michoacán, Adolfo Eloy Peralta Mora y testaferros de confianza, mantuvieron un “tórrido romance” con la organización criminal denominada “Los Caballeros Templarios”, enemigo acérrimo de “La Familia Michoacana”.
Cuentas fuentes allegadas a la FGJ del Edomex que el multicitado ex fiscal regional de Tejupilco y hoy titular de la Fiscalía Regional de Amecameca, éste y sus esbirros oficiales, fueron señalados de brindar protección y encubrir las actividades en la distribución de droga en antros de mala muerte y de postín y no así son señalados como las funcionarios vinculados al robo del huachicol (gasolina).
La “oveja negra” de la Fiscalía General de Justicia, continúa tejiendo su propia leyenda en los anales de de la historia policiaca del Estado de México, al cual jamás debió de haber llegado por ser considerado un cáncer en fase terminal que sigue contaminado a la FGJ.

Comentarios

comentarios